El libro de Juan José Vergara analiza, a lo largo de sus 160 páginas, el Aprendizaje Basado en Proyectos (ABP) desde una mirada centrada en la posibilidad de que sea un método de trabajo en el aula que provoque un cambio real en la estructura organizativa y de relaciones. Al autor no le interesa una forma de trabajo como la tradicional en el que “el aprendizaje,  ha sido una acción profundamente pasiva en la que el alumno recibe conocimientos que se transmiten de generación en generación” (p.25) por el contrario, el aprendizaje debe ser una forma de actuar sobre la realidad que habitamos.

Asimismo, plantea que el ABP es un marco estratégico en el cual “El aprendizaje es un acto intencional, aprendo porque quiero” (P.32), por lo tanto es un proceso en donde se juegan principios como: 1) la colaboración, en cuanto a la forma de adquirir y obtener conocimientos; 2) la participación, es decir, pensar la enseñanza desde el cambio, la acción política y el empoderamiento de las personas y 3) como un hecho integral, en el sentido de mirar la realidad de manera global y no como la educación lo propone desde compartimentos estancos como son las asignaturas en un contexto de división artificial, “de tiempos y espacios formales y no-formales en educación” (p.44)

“Un aula, un proyecto” enfatiza que el ABP no es sólo un método activo que permite oportunidades de variar la forma de trabajo en la escuela, ni debe responder a una moda o ser aplicado sólo porque es entretenido. Vergara señala que debe ser utilizado como un motor de cambio en la escuela. No es una receta sino que debe ser el detonante que provoque un cambio estable. Debe cuestionar el currículo escolar pero al ser aplicado adaptarse a cada realidad. De esta manera llevarlo al escenario de la escuela es un desafío que es mejor abordar desde los colectivos docentes que sientan la necesidad de hacer los cambios y hacer del aprendizaje una experiencia de crecimiento, una narrativa que nos haga pensar en una aventura en donde todo esta por hacer y suceder. 

Otro elemento que releva el autor es la evaluación, que tal como está planteada se ha convertido en un acto de etiquetado y de rendición de cuentas. “Evaluar no es calificar, evaluar es reflexionar” (P.74). Hoy la evaluación debiera ser un proceso de preferencia formativo en donde es necesario triangular agentes, triangular medios para evaluar y hacer de la retroalimentación un eje central. 

Con relación a las características generales del libro, esta estructurada en dos grandes secciones; en la primera Juan José Vergara aborda todos los aspectos señalados anteriormente como un corpus teórico que permite entender su defensa del ABP y, luego, una segunda parte que esta pensada como una narración práctica que reproduce, minuto a minuto, uno de los tantos talleres que ha desarrollado a lo largo de años y es un espacio donde despliega innumerables consejos para llegar a puerto en esta aventura. 

“Un aula, un proyecto” es una obra que ha de ser leída con la mente abierta pues cuestiona muchas creencias en educación y nos empuja a salir de nuestra zona de confort docente. Recomendado especialmente para docentes insatisfechos con la educación actual y que busquen perfeccionarse en el método ABP. 

Título: Un aula, un proyecto. El ABP y la nueva educación a partir de 2020

Autor: Juan José Vergara

Editor: Editorial Narcea 

Año:    2021

País:    Madrid, España

Número de páginas: 164